Palazzo Rezzara o Casa del Pueblo

Descripción

El diseño del palacio, en estilo ecléctico, fue llevado a cabo por Virginio Muzio y Ernesto Pirovano, dos de los arquitectos más activos en Bérgamo durante esa temporada. Fueron encargados de realizar el palacio por la Union de las Instituciones Sociales Católicas Bergamascas, para que fuese una nueva sede de las distintas asociaciones: la obra se financió también a través de una subscripción pública. El palacio está dedicado al presidente de la Union de esa época, Niccolò Rezzara. 

Desde su inauguración en 1908, el edificio acogió también otras actividades: un hotel, un restaurante, tiendas y viviendas, un banco y las oficinas y tipografía de L'Eco di Bergamo, el periódico más leído por los bergamascos. Había también la sala teatro Rubini, que fue convertida en el Centro de Convenciones Papa Giovanni XXIII.


El diseño original de Virginio Muzio fue llevado a cabo , después de su muerto por Ernesto Pirovano, el cual modificó las fachadas. Ambos arquitectos eran muy conocidos, y realizaron numerosas obras en la ciudad de Bérgamo. Por ejemplo, en el corazón de Città Alta Muzio realizó la verja que cierra la Capilla Colleoni y se ocupó de arreglar el bautisterio de Piazza Duomo. En cambio, Ernesto Pirovano diseñó – a partir de los proyectos de Scamozzi – la fachada de Palazzo Nuovo, cuyos mármoles blancos caracterizan Piazza Vecchia. Además, Pirovano diseñó también el pueblo obrero de Crespi d'Adda, patrimonio UNESCO de la humanidad.

El gusto para la composición, llamado “ecléctico”, utiliza elementos del arte clásico y era muy popular en esa temporada para decorar los palacios institucionales. En las plantas superiores se pueden apreciar los motivos florales Liberty, muy distintos del estilo monumental de la planta baja y del primer piso, cubiertos de piedra, esculturas y majestuosos portales de entrada.

Continuar

El diseño del palacio, en estilo ecléctico, fue llevado a cabo por Virginio Muzio y Ernesto Pirovano, dos de los arquitectos más activos en Bérgamo durante esa temporada. Fueron encargados de realizar el palacio por la Union de las Instituciones Sociales Católicas Bergamascas, para que fuese una nueva sede de las distintas asociaciones: la obra se financió también a través de una subscripción pública. El palacio está dedicado al presidente de la Union de esa época, Niccolò Rezzara. 

Desde su inauguración en 1908, el edificio acogió también otras actividades: un hotel, un restaurante, tiendas y viviendas, un banco y las oficinas y tipografía de L'Eco di Bergamo, el periódico más leído por los bergamascos. Había también la sala teatro Rubini, que fue convertida en el Centro de Convenciones Papa Giovanni XXIII.


El diseño original de Virginio Muzio fue llevado a cabo , después de su muerto por Ernesto Pirovano, el cual modificó las fachadas. Ambos arquitectos eran muy conocidos, y realizaron numerosas obras en la ciudad de Bérgamo. Por ejemplo, en el corazón de Città Alta Muzio realizó la verja que cierra la Capilla Colleoni y se ocupó de arreglar el bautisterio de Piazza Duomo. En cambio, Ernesto Pirovano diseñó – a partir de los proyectos de Scamozzi – la fachada de Palazzo Nuovo, cuyos mármoles blancos caracterizan Piazza Vecchia. Además, Pirovano diseñó también el pueblo obrero de Crespi d'Adda, patrimonio UNESCO de la humanidad.

El gusto para la composición, llamado “ecléctico”, utiliza elementos del arte clásico y era muy popular en esa temporada para decorar los palacios institucionales. En las plantas superiores se pueden apreciar los motivos florales Liberty, muy distintos del estilo monumental de la planta baja y del primer piso, cubiertos de piedra, esculturas y majestuosos portales de entrada.