Esplendores del Romànico de Almeno • • Visit Bergamo

Esplendores del Romànico de Almeno

Descripción

La historia de la reina Teodolinda es una hermosa historia.

Érase una vez que un tiempo en el que no había anciano alguno en Lémine (así se llamaba el sitio antes de la división entre los dos países: Almenno San Bartolomeo y Almenno San Salvatore) que no atribuyera a la fabulosa reina cada edificio antiguo y algo excepcional en este territorio al comienzo de los valles Brembana e Imagna y atravesado por el río Brembo.

Fue la reina Teodolinda que erigió el tempo de San Tomé y las bellas iglesias de la Madonna del Castello, de San Giorgio y de San Nicola. También fue ella quien construyó el puente cuyas ruinas aún hoy emergen del río.

Fue ella, relataban, que se sumergió en estas obras a mientras esperaba a su regio marido, lejano por compromisos de mando y de guerra.


Continuar

La historia de la reina Teodolinda es una hermosa historia.

Érase una vez que un tiempo en el que no había anciano alguno en Lémine (así se llamaba el sitio antes de la división entre los dos países: Almenno San Bartolomeo y Almenno San Salvatore) que no atribuyera a la fabulosa reina cada edificio antiguo y algo excepcional en este territorio al comienzo de los valles Brembana e Imagna y atravesado por el río Brembo.

Fue la reina Teodolinda que erigió el tempo de San Tomé y las bellas iglesias de la Madonna del Castello, de San Giorgio y de San Nicola. También fue ella quien construyó el puente cuyas ruinas aún hoy emergen del río.

Fue ella, relataban, que se sumergió en estas obras a mientras esperaba a su regio marido, lejano por compromisos de mando y de guerra.